Las cosas que no se decían… ahora se dicen en prime time

Cosas que nunca te dije es una de mis películas favoritas. Entre otras, por la escena que podéis ver en este vídeo.

La escena, así tal cual, es explícita. Pero es mucho mejor comparada con una escena del principio de la película, cuando la protagonista aún no está hecha polvo y se queda anodada al ver a una chica desesperada llorando ante una nevera porque no hay, precisamente, el sabor que a ella le recomiendan en el fragmento que sale en el vídeo. Su reacción fue exactamente la misma: recomendarle su sabor favorito. La chica le responde que eso no es lo que necesita.

Ahora, Häagen Dazs aprovecha ese homenaje que le hizo Coixet para su nueva campaña de publicidad.

Poesía en forma de anuncio. Odio esta marca como odio a cualquier otra que se crea con derecho a alquilarse un teatro, que debería ser patrimonio cultural y llamarse Calderón, no Häagen Dazs. Pero cada vez que veo este anuncio me entran unas ganas enormes de comer una tarrina de litro de Belgium Chocolate. Ñam.

Altamente efectivo.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad